Es el pregonero de la fiesta.
Su redoble, Pa-tum, Pa-tum, da nombre a la fiesta desde finales del siglo XVIII.

El Tabal
El Tabal es el único elemento de La Patum que participa en todos los actos de la fiesta. Su presencia es constante y, en cierto modo, se puede afirmar que la preside y dirige. Documentado desde 1621, y reconstruido en 1726, hasta mediados del silo XVII fue el único instrumento de La Patum a cuyo compás evolucionaban las comparsas. El Tabal, pues, no tenía un simbolismo concreto en las representaciones sino que era el encargado de dirigir y coordinar las evoluciones de los distintos entremeses, marcando el ritmo de cada uno de los bailes. A finales del siglo XIX, cuando empezaron a introducirse piezas musicales en la fiesta, el protagonismo del Tabal quedó notablemente desplazado. Con todo, Tabal y tabaler siguen siendo un elemento imprescindible de La Patum. El domingo de la Ascensión, el Tabal es el encargado de anunciar la inminente llegada de La Patum por toda la ciudad de Berga. La vigilia de Corpus al mediodía, precede el pasacalle de los gigantes, y también encabeza los pasacalles nocturnos del mismo día y del sábado siguiente. Actualmente, preside desde un lugar privilegiado las representaciones de La Patum en la Plaça de Sant Pere y, antiguamente, precedía al resto de comparsas de La Patum en las procesiones de Corpus. Y es que si alguna vez, el domingo de la Ascensión no se oyera el redoble del Tabal anunciando el acuerdo municipal, ese año no habría Patum.

Han col·laborat desinteresadament entre altres:
Salvador Vinyes - Anna Parcerisa - Berta Francàs - Albert Rumbo - Ma Dolors Santandreu - Jordi
Cohen - Foto Luigi - Toni Sales - Sílvia Massana - Mireia Ferran - Jordi Plana - Antònia Prat
Pascal Hanrion - KAP
Les despeses tècniques de la web (Informat Picas-Prat, SL),
s'han pogut assumir gràcies a l'aportació de l'Associació La Patum Productors.
Traductors: Steve Pepper, Jaume Fígols